7 consejos para mejorar el rendimiento de tu humidificador y alargar su vida

Solo recomendamos productos y servicios de los que estamos convencidos. Si realizas una compra a través de algún enlace de esta página, recibiremos una pequeña comisión sin costo adicional para ti. En calidad de Afiliado de Amazon, obtengo ingresos por las compras adscritas que cumplen los requisitos aplicables.

7 consejos para mejorar rendimiento del humidificadorCuando se acercan los meses de frío, va a ser mucho más sencillo de detectar signos de labios agrietados, piel seca, hemorragias nasales y pelo estático. Las alergias estacionales también comenzarán a aparecer, además de otras molestias que pueden afectar a tu bienestar general. Como ya hemos explicado en otros posts, el uso de humidificadores e incluso esencias para cada tipo de estación pueden ayudar tremendamente a tu salud.

Hacerte con un humidificador en casa te brindará comodidad por la congestión respiratoria, las alergias y otras irritaciones de la piel, especialmente si resides en lugares secos y fríos. Pero antes de beneficiarte de estas cosas, es bueno saber como mantenerlo apropiadamente. En este post te hablaré en profundidad de hábitos a mejorar y cosas a evitar.

Por lo general, la gente tiende a comprar aparatos por el hecho de tener uno o por la creciente demanda, pero no saben exactamente cómo usarlo y sacarle el máximo provecho.

1. Usando sal para aumentar el nivel de niebla de tu humidificador

nivel de humedad en el hogar

Se suele creer que cuanto más vapor emite el humidificador, más rápido se equilibra el nivel de humedad interior. Pero, en mis años de experiencia, la emisión de niebla en realidad no tiene un efecto tremendo en el cambio o alteración del nivel de humedad interior rápidamente, ya sea en un ajuste bajo o alto.

El humidificador funciona calculando la humedad relativa interior basada en la temperatura y la humedad exterior.

¿Qué beneficios tiene la sal cuando se añade en el humidificador?

Cuando se añaden al agua impurezas como la sal, las moléculas de agua son forzadas a separarse más y pueden moverse más libremente, facilitando la conversión del agua en vapor. Las impurezas mejoran la conductividad de la corriente eléctrica, pero la impureza no tiene por qué ser necesariamente sal, por lo que algunos fabricantes recomiendan añadir bicarbonato de sodio en lugar de sal o aconsejan que si el agua del grifo es «dura», no es necesario añadir sal para que la unidad funcione eficientemente.

Aparentemente, añadir sal en el humidificador no tendrá ninguna influencia en la forma en que se libera la niebla. El cambio en el punto de ebullición no es tan impactante en absoluto, aproximadamente a 0,555 °F/ 0,04 °C.

Sin embargo, en términos de beneficios para la salud, se cree que la sal tiene excelentes ventajas. La sal puede mantener el cuerpo bien hidratado, previene la presión arterial alta y tiene beneficios curativos. Si tienes un humidificador de vapor caliente, podrías seguir los siguientes pasos:

  1. Retira el tanque de la unidad después de desenchufarlo con seguridad
  2. Añade agua limpia al tanque hasta el marcador especificado. Recuerda no añadir agua caliente ya que puede ser peligroso para ti o tus hijos.
  3. Lo siguiente es añadir al menos ⅛ cucharadita de sal. No vayas más allá de la cantidad recomendada o de lo contrario se dañará la unidad.
  4. Mezcla la sal y el agua cuidadosamente y pon el tanque de nuevo en la unidad y conéctalo.

El uso de sal en el humidificador es seguro siempre que no se exceda y que el fabricante permita su uso.

¿Qué tipos de sal debería usar?

uso de sal en humidificadores

Para asegurarte de no inhalar demasiado sodio, ten en cuenta el tipo de sal que puedes añadir. Aquí están los diferentes tipos de sal que puede usar más sus correspondientes niveles de sodio:

Nuestro cuerpo necesita al menos 2300 mg de sodio por día, así que, con esta referencia, puedes limitar tu consumo de sodio de los alimentos y añadir una cantidad mínima en el humidificador.

La sal no funcionará con los humidificadores de niebla fría

Añadir sal a un humidificador de vapor frío, como los de tipo evaporativo o ultrasónico, no tendrá ningún impacto en la cantidad de niebla que produce el humidificador porque estos modelos no funcionan calentando el agua. Puede incluso causar daños a la unidad.

Para aumentar la salida de niebla, la mayoría de los modelos de humidificadores ultrasónicos tienen un control de niebla ajustable en el que se puede dirigir la unidad a qué tipo de niebla utilizar, ya sea una configuración de niebla alta o baja.

Muchas marcas como Levoit también han incorporado la rotación direccional, como 360°, para que rodee toda la habitación y equilibre la humedad interior rápidamente.

2. ¿Tienes agua dura? Conoce el tipo de agua de tu casa

Tener un humidificador no es sólo comprarlo y enchufarlo. También hay que tener en cuenta cómo prolongar su vida útil y una de las formas de hacerlo es saber qué tipo de agua hay que utilizar.

El agua dura puede causar la acumulación y la cal que puede ser liberada en el aire. Este tipo de agua producirá una niebla blanca, ensuciando el entorno y, si no se trata, puede causar daños a los muebles y a los aparatos cercanos.

Siempre es mejor seguir los consejos del fabricante sobre el tipo de agua que se puede utilizar. Aunque otras soluciones alternativas serían:

  • Si utilizas un humidificador ultrasónico, la mayoría de estos dispositivos necesitan agua blanda o agua destilada para funcionar sin problemas.
  • Instalar un dispositivo de tratamiento de agua en toda la casa para ablandar el agua
  • Usar cartuchos de desmineralización para el agua dura

3. La limpieza del humidificador es primordial

limpieza de humidificador

Si no quieres tomarte el tiempo para mantener un humidificador, es mejor no tenerlo. Más que nada, porque una limpieza deficiente tendrá un efecto contraprudecente al esparcirbacterias por la habitación.

Algunos recomiendan limpiar el humidificador con vinagre y desinfectarlo con lejía mensualmente, pero la mayoría encuentran que tienen que hacerlo semanalmente. La frecuencia depende de varios factores, como el contenido mineral del agua, la calidad del aire de la habitación, el tiempo que el agua ha estado en pie y la rapidez con que se acumulan las partículas en el filtro.

Algunos humidificadores tienen incorporados funciones de control bacteriano para prevenir o reducir el riesgo de que se formen bacterias en el depósito de agua o en el punto de salida de la humedad. Estas y otras características como la tecnología de nano o iones de plata son excelentes para ayudar a mantener bajo el crecimiento bacteriano. Pagarás más por estas características pero vale la pena tenerlas.

Pero ten en cuenta que esto no substituye la limpieza del humidificador. Es importante mantener una buena rutina de limpieza y desinfección de tu humidificador.

Si quieres hacer la limpieza por tu cuenta, en este post te cuento paso a paso como limpiarlo apropiadamente con vinagre y otras técnicas de limpieza caseras ideales para tu humidificador.

¿Hay una opción de humidificador de menor mantenimiento?

Si no puedes desempeñar un mantenimiento rutinario y tienes un sistema de calefacción central, podrías instalar un humidificador central para toda la casa. El mantenimiento es mínimo pero debe ser instalado profesionalmente y sólo añadirá humedad a tu casa cuando el sistema de calefacción de la casa esté funcionando.

4. Cambia regularmente el agua de su humidificador

limpieza profunda del humidificador

El siguiente error común que hace que el humidificador sea menos efectivo es el hábito de no cambiar el agua del tanque. Lo que sucede es que la mayoría de la gente sólo cambia el agua cuando el dispositivo de alerta que está casi vacío y necesita ser rellenada.

  • El agua tibia produce un crecimiento bacteriano más rápido que la fría. Aunque no es necesario cambiar el filtro permanentemente, es necesario limpiarlo y desinfectar la unidad de la misma manera. En caso de duda, usa los agentes de limpieza recomendados por el fabricante.
  • Nunca almacenes un humidificador con un filtro húmedo sin antes limpiarlo, desinfectarlo y secarlo todo completamente antes de almacenarlo para la temporada.
  • Incluso si ya lo has limpiado antes de almacenarlo, dale otra limpieza antes de rellenarlo con agua. Podría haber incluso una pequeña cantidad de bacterias que ha permanecido en el humidificador cuando se almacena.

Todo esto puede parecer una limpieza excesiva, pero los gérmenes pueden crecer tan fácilmente donde queda humedad, que debes considerar lo importante que es para evitar la propagación de las bacterias.

5. Mide el nivel de humedad relativa que requiere tu casa

humedad relativa óptima

Elevar el nivel de humedad relativa proporciona alivio a la piel seca e irritada y a los conductos nasales, pero demasiada humedad ser también contraproducente, como los ácaros del polvo y el moho. Se recomienda mantener la humedad por debajo del 50 por ciento. Y mantener la humedad por encima del 30 por ciento debería ser cómodo. Puedes echarle un vistazo a la gráfica.

  • Busca cualquier signo de condensación (en las ventanas u otras superficies), una señal de que el aire está demasiado húmedo.
  • Incluso si no tienes un higrómetro, puedes sentir físicamente que hay poca humedad en casa cuando produces electricidad estática, tus labios están agrietados y tu piel está demasiado seca. Pero, por supuesto, sigue siendo mejor si tienes uno para poder controlar la humedad interior.
  • Durante el invierno, cuando la calefacción central está encendida, la mayoría de las casas no necesitan un humidificador, pero todavía hay ciertas áreas o partes de la casa donde hay poca humedad.

¿Cómo actua la humedad respecto a las bacterias?

medir nivel de humedad en casa

Hoy día la mayoría de los humidificadores vienen con un humidistato incorporado. La gente tiende a ignorar el nivel de humedad en el interior antes de encender el humidificador. Esto es crucial, especialmente para aquellas personas que sufren de alergias y asma. Cuando hay poca humedad en casa, los ácaros del polvo empiezan a morir con un nivel de humedad del 50%.

Los alérgenos se secan cuando los niveles de humedad están por debajo del 30% y estos alérgenos y bacterias se vuelven más ligeros y por lo tanto pueden pasar al aire fácilmente, lo que por supuesto puede conducir a mayores tasas de inhalación.

En definitiva, aunque es genial usar un humidificador, debes considerar el nivel actual de humedad relativa que tiene antes de encenderlo.

6. Elegir el tipo de humidificador adecuado

humidificador

¿Humidificador central o portátil?

Comprender el tipo de unidad que necesitas es esencial para asegurarse de que saca el máximo provecho de ella. Así que compra un humidificador del tamaño adecuado para el área en la que necesites añadir humedad, no basado en la capacidad de un humidificador. Cada humidificador está diseñado para una cierta área de cobertura en metros cuadrados. En nuestros análisis de humidificadores siempre señalamos los metros cuadrados que cubren, así que mide el área a cubrir y compáralo.

Como ya hemos dicho antes, otra cosa más que deberías tener en cuenta antes de comprar un humidificador, es el nivel de la humedad interior relativa de tu casa o del área a cubrir. Algunos modelos también incluyen un humidistato incorporado para controlar los niveles de humedad en el interior.

El tamaño del humidificador también es vital

Con humidificadores demasiado grandes es probable que termines con problemas de exceso de humedad. Es mejor equivocarse por ser demasiado pequeño que pasarse de grande. Si decides comprar un humidificador para toda la casa, ten en cuenta que, aunque están diseñados para cubrir un área grande, su casa entera, la forma en que la humedad se descarga en el área completa depende de la distribución de su casa.

Si sólo tienes unas pocas habitaciones con poca humedad, entonces usar un humidificador portátil será más que suficiente. Pero si toda la casa sufre de una humedad extremadamente baja durante el invierno, entonces la instalación de un humidificador para toda la casa es una gran opción.

¿Cuál es el mejor lugar para un humidificador portátil?

donde poner el humidificador

Si bien puede parecer sensato colocar un humidificador en un comedor o salón porque es el área más grande, debes colocar el humidificador donde más lo necesites, siempre y cuando sea capaz de cubrir esa área.

Dicho esto, los lugares más comunes para los humidificadores portátiles son los dormitorios. Sin embargo, realmente depende de cuáles sean tus necesidades y si deseas simplemente agregar humedad a una habitación seca, o beneficiarte personalmente de la humedad adicional.

7. La importancia de la potencia y tamaño del humidificador

salida de niebla

Puedes hacer que un humidificador sea más efectivo si lo puedes dejar encendido durante un día. La producción del humidificador se calcula en base a la capacidad de humedad que su unidad ha producido en 24 horas.

Si te das cuenta, una de las características enumeradas de cada modelo de humidificador indica la salida que puede producir en un día. Normalmente, las unidades portátiles pueden producir de 1,8 a 3,4 litros por día, mientras que el uso de un humidificador central puede producir 34 litros o más.

La producción se mide de acuerdo con el tamaño del humidificador y el tamaño de la habitación, y como ya hemos visto antes esto no significa que si tu depósito es más grande, pueda producir más niebla, sino su capacidad para humedecer la habitación.

Los depósitos del humidificador sólo determinan el agua que puede contener pero no la producción total de humedad. Mejorarás tus resultados cuando hay una alta humedad y una relación correcta entre el tamaño del dispositivo y el tamaño de la habitación.

Las habitaciones bien ventiladas no necesitan mucha salida de humedad en comparación con las habitaciones o casas con menos ventilación.

Las 5 cosas a tener en cuenta antes de comprar un humidificador

cosas a tener en cuenta antes de comprar un humidificador

Mantener la humedad interior a un nivel constante es crucial, por lo que los humidificadores son muy necesarios para mantener un ambiente equilibrado en la habitación. Sin embargo, como ya hemos visto, es un poco más complejo que comprar un humidificador y encenderlo. En resumen, estos serían los puntos a recordar:

  • Primero, tienes que identificar tus necesidades. ¿Qué tamaño es el mejor para mi habitación en particular?
  • Decide dónde pondrá el humidificador.
  • Elige el tamaño y tipo correcto. 
  • Enumera las características que quieres. ¿Puedo configurar todo automáticamente?¿Incluye otras características útiles como un higrómetro? Hay modelos ultrasónicos que están equipados con tecnología de silencio absoluto que se recomiendan especialmente para bebés.
  • Ten en cuenta el mantenimiento que requiera. ¿Cuántas veces tengo que rellenar el agua?
    ¿Con qué frecuencia debo limpiar la unidad o cambiar los filtros? La facilidad de limpieza de las piezas y el mantenimiento de toda la unidad es uno de los principales factores para que un humidificador sea más eficaz.

Resumiendo, teniendo en cuenta todos estos consejos, podrás facilmente cambiar tus hábitos y obtener más de tu humidificador.

Deja un comentario

Compartir
Twittear
Pin